Carta para decir: Ya no te quiero

carta de desamor Ya no te quiero

Veo tus ojos diariamente y me pierdo en su profundidad; tal vez sea magia, o el hechizo que me embruja en lo profundo de tus emociones y las mías. Te he dicho que te quiero infinidad de veces, pero ya no es así.

¿Cómo querer la libertad? La libertad sólo se vive. ¿Cómo querer la pasión? Se desata y me entrego a ella. ¿Cómo querer cuando sólo puedo experimentar otro sentimiento?

PUBLICIDAD

En ese mar que existe entre tu alma y la mía, tu profunda mirada, me ha llevado a despertar una parte de mí que creía estaba dormida. Me juré muchas veces matarme a mí misma, antes que volver a dar mi corazón. Por eso he intentado seguir queriéndote pero no puedo, ya no más.

Ya no hay más queridos, o cariños, o cielo mío. Ya no habrá de mi mente esos pensamientos limitantes del querer porque no quiero aferrarme a nada ni nadie. Ya no puedo quererte más, porque hacerlo sería ir contra las mismísimas leyes de la naturaleza. Y además, quererte sería lastimarte porque sé que sientes por mí, mucho más que eso.

Por eso, cariño, ya no escucharás ni leerás que te quiero, sino que te entenderás con mi verdad: te amo.

No puedo sino amarte, con la profundidad del mar de tus ojos, con la grandeza de la inmensidad del cielo, con el ardor de la fogosa pasión. Así te amo, con sinceridad, aspirando a los más altos valores que como hombre y mujer, hoy forjamos.

Te amo y es tu amor el que me nutre para amarte a ti. Eres la luz del firmamento estrellado que le da claridad a mis días tristes, dirección a mis pasos, esperanza a mi alma. Eres tú el amor que no fue antes, porque este es verdadero. Eres tú mismo la razón por la que ya no puedo quererte: sólo puedo amarte.

PUBLICIDAD

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *